Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

Se sube a a un tejado para ver a sus hijos

Qué circunstancias pueden empujar a un padre a subirse a un tejado para poder ver a sus hijas ?

Publicado el

Un hombre mantiene en vilo a Villava durante 11 horas al encaramarse a un tejado
Reclamaba ver a sus dos hijas, ya que se encuentra separado de su mujer, con quien compartía la custodia
A.G./I.R.L. - Villava
Un joven mantuvo en vilo ayer a los vecinos de Villava al encaramarse al tejado de unas viviendas en la calle Mayor, frente al parque Ribed, reclamando ver a sus dos hijas. La historia comenzó a las nueve de la mañana, cuando el joven trepó por una fachada hasta llegar al tejado de la vivienda de dos pisos en cuyo ático vive la hermana de su mujer, de quien está separado. Ésta, al verlo, le preguntó qué era lo que pretendía, y él, muy nervioso, le respondió que quería a sus hijas. Su cuñada le invitó a entrar en la vivienda, de modo que pudiera comprobar que las niñas no se encontraban allí, pero él se negó a entrar.
Ante su negativa a abandonar el tejado de la casa, llegaron hasta el lugar efectivos de la Policía Municipal de Villava, así como un camión de bomberos y una ambulancia. Ante los intentos para hacerle bajar, el joven comenzó a lanzarles tejas que iba arrancando de los tejados de los edificios cercanos.
Después de unas horas, en torno a las once de la mañana, la ambulancia y los bomberos abandonaron el lugar, permaneciendo en el mismo los agentes de la Policía Municipal, que continuaron sin éxito hacer bajar al sujeto. Más tarde, al comprobar que el joven permanecía en el tejado, llegaron de nuevo hasta el lugar los bomberos, acompañados esta vez por efectivos de la Policía Nacional. Éstos incluso llegaron a subirse al tejado para convencerle de que bajara, pero él respondió de forma inmediata lanzándoles tejas, que no llegaron a alcanzarles gracias a los escudos que portaban.
Ante el fracaso de estos intentos, también intentaron convencer al sujeto un psicólogo que se acercó hasta el lugar y su propia mujer, de la que se encuentra actualmente separado y con la que hasta ahora mantenía un acuerdo para alternarse la custodia de las niñas. El sujeto, visiblemente nervioso, increpó a los policías para que abandonaran el lugar, y pidió a los bomberos agua y tabaco, que éstos accedieron a darle. Con el paso de las horas, los gritos del joven atrajeron la atención de los vecinos y viandantes, que se fueron acercando a la zona, acordonada por la policía, para observar, sorprendidos, lo que ocurría. También se acercó hasta el lugar el alcalde en funciones de Villava, José Luis Úriz, que siguió pendiente la evolución del suceso y agradeció después la labor de policías y bomberos, que se "arriesgaron" para devolver la tranquilidad a la zona sin que ocurriera nada grave. Finalmente, a las 19.45 horas, el joven bajó del tejado, dispuesto a huir en la moto con la que le esperaban unos amigos pero, ante los intentos de la policía por capturarle, trató de subir de nuevo, teniendo que abandonar y echar a correr por la calle Irigoyen camino del río Ultzama, hasta ser atrapado por la policía. http://www.noticiasdenavarra.com/ediciones/20010709/navarra/d09nav0403.php