Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

Un juez retira la custodia a una madre por inducir a su hijo a estar en contra del padre

Un juez retira la custodia a una madre por inducir a su hijo a estar en contra del padre

El progenitor consigue la tutela del menor, que tiene 14 años, y suspende las visitas y cualquier contacto con la mujer y su familia. Se recomienda que el niño reciba tratamiento especializado
 
 

Publicado el

 

 

Una madre malagueña ha perdido la custodia de su hijo por inducirle a que se posicionara en contra de su padre. Así lo decidió un juez de Torremolinos, que acordó retirar a la mujer la tutela del menor, de 14 años, y otorgársela a su progenitor, al considerar que ésta indujo al menor a no querer tener contactos o comunicación con su progenitor y le posicionó en contra de él, tras la separación de la pareja, lo que hizo que desarrollara el denominado síndrome de alineación parental. Además, prohíbe las visitas de la mujer, a quien obliga a salir del domicilio conyugal.


La pareja tiene sentencia de separación desde 2003, cuando el niño tenía nueve años, fecha desde la que el padre «no ha podido disfrutar del régimen de comunicaciones pactado», teniendo que intervenirse a través del punto de encuentro y de psicólogos adscritos al juzgado, que han analizado al menor, según se precisa en la demanda presentada por el padre, en la que se solicitaba la custodia y que ha sido estimada por el juzgado de Primera Instancia número 1 de dicha localidad.

Como una secta

El menor se ha negado en los últimos dos años a mantener comunicación con el padre, y el juez argumentó su decisión en que «los expertos coinciden en que obtener un cambio de custodia a través de la vía judicial es la única solución para el síndrome». Además, insta al padre a que pida ayuda a un experto para el niño «y si llegara el caso incluso acordarse su ingreso en un centro adecuado de modo similar a la forma de proceder para desprogramar a un miembro de una secta». 

Fuentes de la representación legal de la mujer aseguraron que con esta sentencia «se pretende castigar a la madre, aún a costa del menor y del perjuicio que se le puede causar».