Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

¿Con qué derecho?

Badajoz

Un hombre denuncia a la Casa de la Mujer por negarse a entregarle a su hija menor.

La niña está acogida junto con su madre, pero el padre tiene la custodia en semanas alternas con su ex esposa El Instituto de la Mujer afirma que no tiene constancia de la denuncia y rechaza hablar del asunto

M.M./BADAJOZ Un hombre de 35 años y divorciado de su mujer ha presentado una denuncia contra la Casa de la Mujer de Badajoz por no entregarle a su hija de nueve años

Publicado el

La denuncia, que fue presentada en la Comisaría de Badajoz el pasado martes, se fundamenta en que él tiene atribuida la custodia de la niña en semanas alternas con la madre, pero desde hace un mes no ha podido verla porque la madre no se la ha entregado. Antonio (el nombre es supuesto para preservar la intimidad de la familia) considera que la Casa de la Mujer puede estar cometiendo un delito de retención ilegal de la menor y de desobediencia judicial, por lo que ha acudido a la Policía para reclamar que se cumplan las sentencias que le amparan.

Antonio y Rosa (el nombre tampoco es el verdadero) se divorciaron de mutuo acuerdo el pasado siete de febrero. En el convenio regulador que acompaña a la sentencia de divorcio se establece que la hija quede bajo custodia compartida por ambos progenitores. Es decir, la niña viviría una semana con su madre y otra con su padre. También se determina que la vivienda común sea vendida cuanto antes y repartido el dinero de la venta entre ambos. No obstante, mientras se efectúa la venta, los dos tienen derecho a ocupar la casa.

Malos tratos

Éste acuerdo se vino abajo en el momento en que Rosa presentó sendas denuncias de maltrato contra su ex marido. Una denuncia por maltrato psicológico y otra por maltrato físico.

La primera fue puesta en noviembre y la segunda en febrero. Sin embargo, ninguna de las denuncias ha prosperado. El Juzgado ha sobreseido las denuncias por considerar que no están acreditados los hechos denunciados.

Tanto Antonio como su abogado, José Luis Gallardo, consideran que estas denuncias (que califican como falsas), fueron presentadas con el único objetivo de conseguir una orden de alejamiento del ex marido y quedarse con el uso de la vivienda compartida.

Sin ver a su hija

No ha habido orden de alejamiento y desde el 28 de febrero Rosa está acogida en la Casa de la Mujer (destinada al alojamiento de mujeres maltratadas).

Este es el tiempo en que Antonio asegura que no ha podido ver a su hija, en contra de lo establecido en las sentencias judiciales.

Además de la denuncia contra la Casa de la Mujer, Antonio ha interpuesto otras contra su ex mujer por el incumplimiento del régimen de visitas a su hija.

El abogado José Luis Gallardo explica que ni siquiera se le ha permitido recoger a su hija en el colegio, cuando no existe ninguna orden judicial que lo prohíba

Ni en el colegio ni en la Casa

El Instituto de la Mujer de Extremadura, entidad de la que depende la Casa de la Mujer, no quiso hacer ningún tipo de declaración sobre este caso. «No tenemos constancia de ninguna denuncia», afirmó una portavoz de esta institución.

En esa denuncia presentada en la Comisaría de Policía de Badajoz se afirma que cuando el denunciante y su abogado fueron a la Casa de la Mujer a recoger a la menor hablaron con la directora y la abogada de la Casa de Mujer. Ambas le dijeron que la niña estaba en el colegio y no se la podían entregar. Sin embargo, previamente Antonio había ido al colegio y la directora del centro le dijo que la niña no estaba allí, y que no iba a clase desde el lunes.

Aún así, según se recoge en la denuncia, la directora de la Casa y la abogada se negaron a entregarle a la niña argumentando que tenían sus «protocolos» y que no tenían que hacerlo.

Antonio les advirtió de su intención de presentar una denuncia por un delito de retención ilegal de una menor.