Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

La nueva Ley y el divorcio

LA VOZ DE GALICIA 15-03/2007
EL EXPERTO
Más fácil

(Firma: IGNACIO BERMÚDEZ DE CASTRO)

REALMENTE con la aprobación de la Ley 15/2005, de 8 de Julio, por la que se modifica el Código Civil y la Ley de Enjuiciamiento Civil en materia de Separación y Divorcio, se ha facilitado al ciudadano el antes harto complicado acceso a la condición de divorciado.

Publicado el

Uno de los cambios más emblemáticos de esta ley va dirigido a que los usuarios de la misma no tengan que verse, entre otras cosas, en la tesitura de tener que invocar las antaño llamadas «causas de separación». Asimismo se acortan los plazos para poder interponer las oportunas demandas, sean de separación o divorcio, de un año a tres meses, salvo en caso de acreditarse riesgo para la vida del cónyuge demandante o de sus hijos, en cuyo caso no se exigirá plazo alguno.

Como crítica a lo que el legislador pretendió vender, el divorcio no es más rápido hoy en día (divorcio exprés) que antes de la reforma. Lo único que se acortan son los plazos para solicitarlo, pero la tramitación de los mismos es tan lenta como antaño, es decir, mucho más que lenta.

Creo que parte considerable del colectivo de divorciados están decepcionados con la aplicación de la ley aquí tratada respecto a la guarda y custodia compartida. Ni los jueces, fiscales, ni equipos psicosociales están en modo alguno a favor del otorgamiento de la misma, optando mayoritariamente por la exclusiva a favor de uno de los progenitores.

Este Gobierno, legislando al modo de los países más progresistas, ha dado luz verde a la posibilidad de celebrar matrimonios entre parejas de homosexuales. Esta ley podía ser mejor, pero teniendo en cuenta lo que había, todos «más que contentos».