Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

La otra cara de la

Todos estamos asistiendo al bombardeo que los medios de comunicación, asociaciones, colectivos y demás instituciones públicas están llevando a cabo en la lucha contra los maltratos que reciben muchas mujeres por parte de su pareja.

....................................

Luchemos pues contra la violencia!!, pero hagámoslo de una forma justa y racional, luchemos contra todo tipo de violencia. Elaboremos leyes adecuadas para todos, porque cualquiera de nosotros, sea hombre o mujer, puede ser víctima de una persona violenta.

Estrella Marín Bonilla

Publicado el

Mujeres que campan a sus anchas por los juzgados amparadas en unas leyes que parecen estar basadas en el simple hecho de que el hombre, por el mero hecho de ser hombre, es quien debe ser el maltratador, y la mujer, por el mero hecho de ser mujer, es quien debe ser la víctima.

Yo soy mujer, y estoy absolutamente en contra de las posturas machistas y feministas, pero me siento indignada por como están intentando solucionar esta problemática, además escribo esto porque soy testigo directa de esta realidad ajena a la mayoría. Estoy convencida de que nunca hubiera sido consciente de esta situación, si la circunstancias que rodean mi vida no me hubieran hecho tropezar con uno de estos ejemplares de mujeres violentas y sin escrúpulos.

No nos dejemos engañar, en porcentajes la realidad es bien distinta.

-Por supuesto que hay hombres maltratadores, pero actualmente hay muchos que son maltratados por su mujeres.

-Por supuesto que hay padres que no quieren a sus hijos, pero lo cierto es que hay muchísimos más que día a día luchan en los juzgados por ejercer sus derechos como padres.

-Por supuesto que hay mujeres maltratadas por sus maridos, pero eso no justifica que en la actualidad sean pisoteados los derechos de muchos hombres, que el único delito que han cometido es querer ser buenos padres y luchar por mantener una relación con sus hijos.

Esta campaña orquestada desde las instituciones y medios de comunicación, no es una campaña para acercarnos a la igualdad, es una campaña que fomenta el radicalismo y aumenta la diferencia de sexos, desequilibrando la balanza de la justicia de forma abusiva e incluso, en muchos casos, irracional en favor de la mujer.

No podemos mitigar un mal creando un mal mayor.

Quiero dejar muy claro, por si alguien pudiera malinterpretar mis palabras, que rechazo taxativamente la violencia de un hombre sobre una mujer. Y viceversa

Luchemos pues contra la violencia!!, pero hagámoslo de una forma justa y racional, luchemos contra todo tipo de violencia. Elaboremos leyes adecuadas para todos, porque cualquiera de nosotros, sea hombre o mujer, puede ser víctima de una persona violenta.

Estrella Marín Bonilla