Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

Más de 600 niños gallegos sufren abusos o agresiones de sus padres

En un 70% de los casos, las madres cometieron algún tipo de negligencia

Las drogas, en las mujeres, y el alcohol, en los hombres, causas de esta violencia.

Publicado el

El hogar es donde más casos de malos tratos o abusos sexuales a niños se producen.

Con diferencia, pues de las 731 víctimas gallegas, 631 lo fueron en sus propias casas, a manos, principalmente, de sus padres.

Eso es lo que refleja el primer informe con datos reales hecho público por el Centro Reina Sofía para el Estudio de la Violencia.

En Galicia, siete de cada diez mil niños sufren agresiones físicas, emocionales, sexuales o por negligencia en sus familias, dice el estudio, que contabiliza 669 agresores en la Comunidad.

El informe presentado por el Centro Reina Sofía revela, además, que son las madres las que más maltratan a sus hijos. De hecho, en Galicia se dieron 338 casos en los que el niño sufrió algún tipo de maltrato, sea físico, emocional, por negligencia o por abuso sexual (22).

Nivel bajo

Generalmente, son madres «victimizadas socialmente» que tienen un nivel cultural bajo, están desempleadas y consumen drogas.

De este índice, el 15,44% corresponde a maltrato físico; el 10,2% a maltrato emocional o psicológico; el 70,53% a negligencia (no proporcionar al menor una alimentación adecuada, la desatención de sus necesidades sanitarias, el descuido de sus necesidades educativas, así como el de la higiene y repetidos accidentes domésticos) y el 3,89% está relacionado con el abuso sexual.

La coordinadora del estudio, Blanca Vázquez, destaca que el 35% de los agresores consumen sustancias tóxicas. En este sentido, subraya el hecho de que «son las mujeres las que consumen más drogas mientras que, en el caso de hombres, prevalece el uso del alcohol».

Blanca Vázquez señaló que casi la mitad de las estructuras familiares donde se da el maltrato corresponde al modelo tradicional, y el resto de los casos se produce en estructuras monoparentales, seguidas por familias reconstituidas.

El 37% de las víctimas de abuso sexual infantil supera ese episodio sin secuelas. El resto las padece de distintos tipos: emocionales (57%), conductuales (35%), físicas (25%), sociales (17%) y sexuales (8%).