Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

Expertos abogan por asistir a las dos partes como solución a los malos tratos

EL IDEAL 27/7/2003

El I Congreso de padres y madres separados, celebrado en Almuñécar, propone .un programa para lograr «un ambiente cálido, básico en situaciones de violencia»
MARÍA APARICIO/ALMUÑÉCAR

Publicado el

Las cifras son escalofriantes. En España han muerto hasta el mes de abril veintiuna mujeres como consecuencia de la violencia de género. Nueve de ellas en Andalucía.

La Confederación estatal de padres y madres separados, reunida ayer en la Casa de la Cultura de Almuñécar con motivo del I Congreso estatal con papá y mamá , defendió la idea de tratar a los dos integrantes de la pareja, víctima y maltratador, como base para solucionar el problema.

«Si sólo tratas a la mujer, él se cree realmente la víctima. Hay que ayudar a las dos partes porque el problema puede tener solución», afirmó el presidente de la Confederación y ponente en una de las charlas, Justo Sáenz Iñiguez.

Para ello, proponen un programa propio que atiende, a los que lo solicitan, desde diferentes perspectivas. «Nosotros llevamos a cabo un único programa en el que se trata el problema desde todos los puntos de vista, como única forma de de que esta situación no se dispare.

Desde el psicólogo al trabajador social de manera que, -añadió Sáenz Iñiguez- tanto la mujer como el hombre, se encuentran con un ambiente mucho más cálido, básico en situaciones de violencia».

Resaltar los objetivos que se propusieron a la hora de realizar este I Congreso fue otro de los puntos fundamentales de la charla. «Es fundamental sensibilizar a la población; manifestar la necesidad de utilizar el diálogo y de promover la igualdad».

Peor en Andalucía

Esta concienciación debe ser aún mayor en Andalucía, ya que es la comunidad autónoma que cuenta con el índice más alto de violencia doméstica de toda España. Las causas de esta situación son muy diversas, en principio se produce porque hay más población que en otras regiones.

Y lo más importante «porque el machismo está mucho más arraigado y existe una cultura mucho más rural.

El proceso de cambio de chip es mucho más lento, incluso en la propia mujer», añadió. Desde la Confederación estatal de padres y madres separados, también quisieron reivindicar «que la ley reconozca la guardia y custodia compartida», una vez que se produce la separación.

Consideran fundamental conseguir que «los padres decidan conjuntamente un sistema para que el menor pueda convivir con las dos partes», manifestó Sáenz Iñiguez, ya que aseguran que el manipular a los hijos lleva a situaciones «muy fuertes».

También propusieron que se tenga en cuenta el maltrato psicológico que sufren muchos hombres una vez separados y de aquellos, que sin ser conscientes lo sufren, «por tomar en el hogar una actitud pasiva».
 
I Congreso ConPapáY Mamá