Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

¿Para cuando una educación y unas leyes que amparen LA CUSTODIA COMPARTIDA?

DE J. A. Molina, compañero de orfandades impuestas
Hago un extracto del procedimiento y los antecedentes sobre el informe de la psicóloga y la exposición de los acontecimientos y como he vivido la situación, enviando este escrito a mi abogado

Publicado el

Lo que al final he dicho, insistiendo en que se me dejara hablar, ha sido:

Que estos días pasados la madre me llamó porque teníamos que solucionar un problema grave con nuestra hija, que estaba realizando unos gastos de 30.000, 80.000 y 80.000 ptas. de teléfono, que haber si hablaba con ella o me la llevaba a algún psicólogo porque no estaba dispuesta a tener esos gastos.

Una vez hablado con mi hija de todos los temas posibles y dudas, mi hija me respondió que quería venir a vivir conmigo, que se sentía sola.

También le digo a la Sra. Juez y que está la madre delante para desmentirlo que me dijo ella misma, la madre, cuando hablé por teléfono posteriormente de haber hablado con mi hija, que la HIJA la había amenazado con irse de casa e incluso de tirarse por el balcón, digo que lo indignante es que la madre me llame para decirme solamente el problema que tiene con los gastos de teléfono, considerando por mi parte que antes del dinero está la situación grave de irse de casa o de tirarse por el balcón.

A todo esto la Sra. Juez se limita a decir que eso no se tiene en consideración o que eso forma parte de otro tema o proceso, (espero que se pueda aclarar con el visionado de la cinta), no recuerdo las palabras exactas pero si el sentido de no importarle en demasía el acontecimiento grave.

La resolución que toma la Sra. Juez es que se debe empezar de nuevo el régimen de visita y no se le ocurre otra propuesta que la de, desde este domingo empezar la visita a las 12:00 del medio día hasta las 19:00 horas, (7 horitas) eso sí también le pregunta a la Fiscal que si tiene algo que decir, la que muy amablemente considera que habida cuenta de la cercanía de las fiestas de Navidad que podríamos fijar algún día para que pasara con el padre.

A continuación la Sra. Juez, se dirige a la madre y le pregunta que fiestas celebran en casa por lo que a mí me toca los restos o sea el día de Nochebuena, día que se trabaja y que no solemos celebrar ya que como muchas personas saben en Cataluña se celebra Navidad y San Esteban.

Siendo la madre la que está poniendo los palos en las ruedas con la relación paternofilial.
Vuelvo a pedir la palabra e indico que lo que quiero es que se restablezca como mínimo el régimen de visitas que anteriormente se tenía y que quedó escrito en la sentencia de divorcio.

Encima deberé estar agradecido.

NO ENTIENDEN NADA, que a quien están fastidiando es a los hijos, que mi hija ya incluso me ha pedido venir conmigo.

La desgracia es que probablemente algún día me tengan que llamar por algo mas grave ya que tiene todos los visos de no llevarse en condiciones el tema.

Recordaré aquí lo que le dije a su madre, que había cometido un grave error al utilizar a la hija de canguro, habiéndole privado de una relación normal con sus amistades, las que mi hija me comentó que no tenía, cosa lógica ya que si la tenían haciendo de canguro, era imposible dedicarse a otra cosa que no fuera hablar por teléfono con gente de cualquier provincia de España.