Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

La postura de un representante de la izquierda ante la Ley de Divorcio

Interesante correspondencia epistolar.
No, no comparto las peticiones, y menos aún las explicaciones, de su asociación. Un saludo José María Mendiluce

Publicado el

RESPUESTA: tres meses después

Apreciado don Juan Alcaide:

No pretendo ser "experto en todo" y hay muchas leyes y situaciones que no conozco en profundidad, a las que no quiero dar respuesta fácil, adaptada de forma oportunista a los intereses de quienes me preguntan y carente de una compresión clara que aquello de que se está hablando. Tampoco quiero pasar cada pregunta a un colega "especialista" y luego, poner mi firma debajo.

Así que tengo que adaptarme a las prioridades que me comprometen como candidato a la Alcaldía de Madrid.

No obstante, he sacado algunas horas para tratar de documentarme sobre las leyes a las que ustedes hacen referencia, y puedo transmitirle una impresión al respecto.

Quiero comenzar manifestando mi respeto y solidaridad hacia toda situación personal dolorosa en la que alguien pueda verse alejado de seres queridos.

Además, tampoco puedo valorar si una ley ha sido aplicada adecuadamente en tal o cual circunstancia.

No obstante, debo expresarle que considero que la ley actual es mejor y más acorde a la realidad social que la que sería resultante de las reformas que ustedes proponen, ya que éstas, a mi entender, incrementarían el grado de conflictividad precisamente en aquellas separaciones que tienen lugar en condiciones de mayor tensión.

Puedo estar sin duda equivocado y trataré de documentarme más ampliamente.

En todo caso, hay algo que me aparta totalmente de su manera de plantear el asunto.

He visto, en varios documentos, que insisten en relacionar la violencia de género con las normas legales que pretenden modificar sobre custodia de hijas e hijos.

Esto no corresponde en absoluto a la realidad, como puede fácilmente comprobarse.

La violencia contra las mujeres no es una reacción a inexistentes privilegios de éstas ni tiene como causa el amor a los hijos, sino que es una violencia machista que responde a un ansia de dominación y posesión, una de las mayores lacras que hoy existen en la sociedad española, a la que no cabe dar ninguna justificación ni buscar origen en el comportamiento de las víctimas.

Comprendo que mi respuesta no es satisfactoria para usted, pero no quiero ir diciendo cosas distintas a diferentes personas para tratar de ganarme todas las simpatías.

No, no comparto las peticiones, y menos aún las explicaciones, de su asociación.

Un saludo, José María Mendiluce

A la vista de lo vertido por si hay todavía alguno que crea que votando a la "tercera izquierda" las cosas nos van a ir mejor.

¡Continuemos en la lucha!