Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

El padre de Migueliño (cuento)

O pai de Migueliño
De Alfonso Daniel Rodríguez Castelao
(Cousas)

Publicado el

El padre de Migueliño llegaba de las Américas y el rapaz no cabía de gozo en su traje de fiesta.
Migueliño sabía con los ojos cerrados como era su padre; pero antes de salir de casa echó una ojeada a su retrato.

Los americanos ya estaban desembarcando. Migueliño y su madre aguardaban en el muelle del puerto.
El corazón del rapaz golpeaba en su pecho y sus ojos oteaban la multitud en busca de su padre ensoñado.

Súbitamente lo avistó de lejos. Era el mismo del retrato, o aún de mejor figura y Migueliño sintió por él un gran amor y cuanto más se acercaba el americano más deseos sentía el rapaz de llenarlo de besos.
¡Ay!, el americano pasó de largo sin mirar a nadie, y Migueliño dejó de quererlo.
Ahora sí, ahora sí que era. Migueliño avistó otro hombre muy bien trajeado y el corazón le decía que aquél era su padre. El rapaz se ilusionaba por besarlo a hartar. ¡Tenía un porte de tanto señorío!. ¡Ay!, el americano pasó de largo y ni siquiera reparó en que lo seguían los ojos angustiados de un niño.

Migueliño escogió así a muchos padres y a todos los quiso locamente.
Y cuando buscaba con más angustia se hizo cargo de que un hombre estaba abrazando a su madre.
Era un hombre que no se parecía al retrato; un hombre muy flaco, metido en un traje muy flojo; un hombre de cera, con las orejas despegadas, con los ojos hundidos, tosiendo...

Aquél sí que era “o pai de Migueliño”