Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

Multa a un Juez de Familia por retraso injustificado

Retraso injustificado para dictar una sentencia

Publicado el

Por acuerdo del Pleno del Consejo General del Poder Judicial se impuso a un magistrado de un juzgado de Familia la sanción de multa de doscientas mil pesetas, como autor de una falta grave por el retraso injustificado en la tramitación y resolución de tres procedimientos de familia: demanda de separación, de divorcio y de modificación de medidas.
Detalla el Tribunal Supremo, en sentencia del 24 de noviembre de 1999, que el procedimiento de separación se inició en marzo de 1989 y quedó concluso para sentencia en octubre de 1989 sin que se dictase sentencia hasta transcurridos seis años.
El procedimiento de divorcio se inició en mayo de 1992, para enero de 1993 estaban los autos conclusos para sentencia, y recayó sentencia casi dos años y medio después. Por último, el procedimiento de modificación de medidas: la sentencia se dictó transcurridos casi tres años desde que quedó visto para sentencia.
Para el Supremo, concurre un retraso no justificado en la tramitación de estos tres procesos, lo que ha afectado en extremos de transcendental importancia a relaciones personales y familiares y a situaciones económicas de los cónyuges, con graves efectos sobre los hijos menores de edad.
 
Juez