Asociación Gallega de Padres y Madres Separados

Ayuda práctica, jurídica y psicológica padres, madres, separados, divorciados e hijos

Declaración de Langeac

Firmado 30/7/1999 por:
As. Gallega de Padres y Madres separados (Galicia, Spain)
Corporación de Padres (Chile)
Dutch parents' group platformGerman, Dutch,
EnglishParental Equality,
Amen (Ireland)
Unión de Separados (Spain)

Publicado el

d) En los casos en donde los padres simplemente , no quieren o no pueden llegar a acuerdos, sea directamente o a través de mediación, los jueces tomarán las decisiones por ellos.
Esto no implica que las autoridades tengan el derecho de decidir la cantidad del tiempo parental, sino solo la distribuición de la cantidad de tiempo acordado por ambos padres en base ala equivalencia del 50% para cada uno.
e) La Justicia no debe solamente administrarse sino ser justa. Los procedimientos de Cámara deben ser evitados tanto como fuera posible.
En los casos en que estos procedimientos fueran necesarios o deseables se deberá resguardar el derecho a la protección de la identidad de las partes involucradas, los registros de los procedimientos y los fundamentos de las decisiones deben ser de disponibilidad pública. En virtud de lograr un registro adecuado, se deberán preservar electrónicamente o estenográficamente los informes de todos los procedimientos llevados a cabo.
f) La Mediación debe ser la solución preferible tanto antes, durante o después del divorcio o la separación.
Las Mediaciones deben ser procedimientos independientes de las Cortes Judiciales. Deben ser un servicio público, optativo y con una ideología no sexista. Las Cortes deben respetar los acuerdos e intervenciones de mediación.
8. Las finanzas
a) Si los padres son financieramente solventes, cada uno de ellos deben aportar ingresos para la mitad de los gastos de la crianza.
Este costo puede ser predeterminado sobre la base de los gastos mínimos de crianza, los que en primer instancia deberán ser de responsabilidad de los padres y del estado o de otros organismos cuando los padres no puedan cumplir totalmente con sus obligaciones.
b) Algunos otros acuerdos o contratos entre los padres relacionados con la manutención económica y otros temas de crianza pueden ser libremente acordados por mutuo acuerdo entre los padres.
Esto quiere decir que ambos padres pueden mutuamente firmar contratos válidos cambiando sus derechos básicos, por ejemplo, dar más dinero o menos a cambio de más tiempo residencial con el otro padre